Marcadores con resultados online de futbol, tenis y baloncesto

 OCT
 31

Rarezas numismáticas brillan en una colección de monedas olímpicas

Colección de Roberto Gesta de Melo - Rio 2016

 
del.icio.us Meneame Google
Rarezas numismáticas brillan en una colección de monedas olímpicas

Roberto Gesta de Melo, ex presidente de la Confederación Brasileña de Atletismo (CBAt), es uno de los mayores coleccionistas de piezas olímpicas del mundo, con aproximadamente 70.000 objetos guardados en un anexo climatizado que construyó junto a su casa en la ciudad de Manaos.

Respecto de las monedas, Gesta, miembro de la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF), dice que tiene “todas de todos los Juegos Olímpicos y también sus variantes, como aquellas monedas que tienen errores de acuñado, aquellas que tienen versiones con brillo y sin brillo”.

Una de las monedas más raras de los Juegos Olímpicos es española: la peseta de oro macizo de los Juegos Barcelona 1992 de la que fueron acuñadas 120 ejemplares para ser ofrecidos a personalidades. “Esta peseta de oro es rarísima porque sólo fue hecha para VIPs”, cuenta Gesta, que tuvo un ejemplar que le fue robado pero que logró reemplazar tras una década.

Otra rareza es una moneda conmemorativa de Helsinki 1952 que tuvo una edición acuñada el año anterior (lleva la fecha de 1951). Gesta tiene las dos versiones. “Fue a partir de esa edición de los Juegos que las monedas pasaron a ser acuñadas en plata y otros metales. Moscú 1980, por ejemplo, lanzó una serie en platino”, cuenta.

“Hay pocos coleccionistas en el mundo de, específicamente, monedas de los Juegos Olímpicos. Y vale la pena recordar que, además de ellas, también son importantes los estuches originales en los que vienen”, afirma.

Gesta pasó 40 de sus 70 años atesorando objetos relacionados con los Juegos Olímpicos y hoy su colección es una de las mayores del mundo al contener ítems que van desde la antigüedad a nuestros días.

De las medallas, el dirigente destaca la de oro de la maratón de Londres 1908. El italiano Dorando Petri dominó la prueba, pero a 350 metros de la meta se cayó cinco veces y, desorientado, fue ayudado por los árbitros a cruzar la línea de llegada, lo que le valió la descalificación. La medalla de oro fue entonces para el norteamericano Johnny Hayes, pero la reina consorte Alejandra premió a Pietri con una copa de plata (esta historia fue relatada en el diario Daily Mail por Arthur Conan Doyle, el autor de Sherlock Holmes).

Piezas de oro macizo fueron acuñadas en sólo cuatro ediciones y para apenas algunos deportes: París 1900, San Luis 1904, Londres 1908 y Estocolmo 1912.

 

Gesta aún tiene prototipos de las medallas de los Juegos Olímpicos suspendidos por causa de guerras: Berlín 1916 y Tokio 1940 (de los juegos japoneses sólo habría actualmente cinco piezas).

Medallas de papel (y otros ítems) con los cinco aros Olímpicos y el perfil de un atleta griego usando un ramo de olivos fueron fabricados por polacos presos en el campo de concentración de Gross Born, en 1944, como “celebración de la esperanza”, cuenta el coleccionista.

Además de las monedas y las medallas, Gesta tiene un acervo de urnas griegas, fotos, carteles, sellos, antorchas y documentos: siglos de material deportivo. “Ahora también ando pensando en uniformes”, adelantó sobre los próximos objetivos para su colección.

 

Fuente:rio2016.com


Comenta la noticia con Facebook




© 2016 Copyright Ediciones Foro Digital S.L.  |   Aviso legal  |   Contactar